Quien Destruyo. PDVSA

¿Quién destruyó PDVSA?

  • Sello editorial: Dahbar
  • Edición: Mayo 2021
  • Páginas: 226
  • Formato: Trade
  • ISBN: 978-980-425-065-1

$15.00

    ¿Quién destruyó PDVSA?

    Sergio Sáez y Gustavo Coronel

    $15.00

    Por primera vez el lector tiene en sus manos una investigación sobre las causas que llevaron a la ruina de Pdvsa. No se trata de un tema menor. La destrucción de la industria petrolera ha significado el colapso de la nación. Se trata de un crimen sin precedentes. En la historia mundial pocos países tomaron tantas decisiones desacertadas para arruinar su futuro. Venezuela se encaminaba en el siglo pasado a ser parte del primer mundo. Y hoy es uno de los países más pobres del planeta. Después de haber disfrutado de una calidad de vida superior a la de Chile, Uruguay, Costa Rica, hoy compite con Haití en carencias de orden humanitario.

    Como afirman los autores, grandes culpables de tal debacle han sido Hugo Chávez Frías y Nicolás Maduro, quienes gobernaron Venezuela desde 1999.  Una democracia que no era perfecta se ha transformado en una autocracia, donde parte de la población padece hambre, no disfruta de servicios esenciales ni salud pública.

    Pero este libro es un balance de la gestión de Rafael Ramírez Carreño. Fue ministro de Energía y Petróleo durante doce años, entre 2002 y 2014, y, en paralelo, presidente de Petróleos de Venezuela por una década, entre 2004 y 2014. En esa época el holding venezolano cayó estrepitosamente en un abismo de corrupción e ineficiencia. La élite chavista despilfarró una suma que es 80 veces superior a la que empleó el Plan Marshall para recuperar Europa después de la Segunda Guerra Mundial. Las consecuencias se ven todos los días en el país: una nación en ruinas, que sobrevive sin calidad de vida y con enormes carencias. ¿Los culpables? Se salieron con la suya. Andan impunes por el mundo. Hoy comen en los mejores restaurantes y, a veces, dejan propinas de cinco mil euros. O viven en palacetes romanos.

    «Venezuela debe tener en sus manos instrumentos para proceder, si ello fuese lo indicado, al enjuiciamiento y eventual castigo de los venezolanos sin dignidad que destruyeron su industria petrolera, se enriquecieron indebidamente y contribuyeron al colapso material y espiritual del país»

    Gustavo Coronel